30 de septiembre de 2011

DIEZ MOTIVOS




—¿…No te parece extraño lo que me estás planteando?
—Pues, la verdad, nunca me había parado a reflexionar sobre ello. Pero ahora que lo dices, sí puede resultar un pelín paradójico. En cualquier caso no le doy mucha importancia.
—Es que no me puedo creer que no te acuerdes…
—Lo siento; no tengo recuerdos agradables ni especiales de ninguno de mis cumpleaños. Quizá se me hayan olvidado y sí existieron; o simplemente que todos han pasado sin pena ni gloria y al final, salvo las cuatro felicitaciones y los regalitos, se han ido difuminando como cualquier otro día anónimo de mi nada interesante vida…
 —Tengo que decírtelo aunque no te parezca bien: me resulta mezquino tu planteamiento y me preocupa cada vez más esta versión tuya “3.0” totalmente desarraigada y falta de ánimo.
—Respeto tu opinión pero no la comparto. Y para que veas que mi argumento es consistente, voy a proporcionarte no uno, sino diez motivos por los que no me gusta ni me apetece celebrar mi cumpleaños. Vete apuntando:
1.- Porque no tengo ganas de recordar con una fiesta que el pasado año ha sido un desastre
2.- Porque caigo en la cuenta de que me queda un año menos de vida (aunque no me importa mucho el dato en este momento; el destino está escrito…)
3.- Porque para disimular y engañar a mi conciencia, me tengo que comprar yo mismo los regalos
4.- Porque ese día constatas que, a pesar de las sonrisas y las buenas palabras del resto del año, casi nadie se acuerda de ti y, los que lo hacen, no siempre son los que desearías
5.- Porque siempre hay algún graciosillo que te gasta la estúpida bromita de los tirones de orejas o que dice la frasecita de “hala, ya te queda menos para los…”
6.- Porque nunca me han invitado a cenar/comer en ese día como regalo de cumpleaños (no importa que lo lógico es que sea al revés y el que debe invitar es el que cumple los años; sería un detalle…)
7.- Porque no puedo/no quiero comerme la tarta por la jodida dieta
8.- Porque no estás cerca para celebrarlo… seas quien seas
9.- Porque mi alegría por enumerar los años de esta puta vida se terminó hace mucho tiempo
10.- Porque, si todo lo anterior no fuera suficiente, esta fecha coincide con otra de desgraciado valor sentimental
—…A pesar de tu magnífica y demoledora lista, quiero que sepas que te deseo un feliz cumpleaños y que disfrutes de este día tan especial.
—Gracias. Sé que no va a ser así, pero te agradezco el intento. Bueno… tengo que colgar… me estoy quedando sin batería y sería una pena no poder contestar a toooodas las llamadas que voy a tener hoy felicitándome el día, jeje ¿Te llamo el día de tu cumple?
 —Eso espero… si es que te acuerdas de la fecha, claro. Un saludo
—…

2 comentarios al respecto...:

LINO GARCIA GAMBINO dijo...

Creo que debe de haber muy poca gente a la que no le guste celebrar sus cumpleaños.

Puedo entender a nuestro protagonista, para él ese día no es motivo de disfrute y alegría (se siente "fuera del radar" de influencia de la vida y de la gente) pero por otra parte yo le plantería que, si no le busca motivos a la vida para como mínimo celebrar el día en que vino a este mundo, ¿que le queda?

Mi canción: "Off the radar" de Peter Pearson.

www.youtube.com/watch?v=el2MBNxOIX0









MIGUEL DÍAZ dijo...

solamente piensa que si durante varios años ves que en el día de tu cumple no hay muchos motivos para celebrarlo, acabas por intentar que el día pase de la manera más inadvertida posible. Yo creo que es eso lo que le pasa a nuestro protagonista. Quizá cambie de parecer con el tiempo...

Gracias por tu comentario. Un saludo!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...